domingo, 10 de diciembre de 2017

JERUSALÉN

Fundada como ciudad compacta dice de Jerusalén el Salmo.

Si existe en la tierra un punto geográfico que haya determinado la existencia de la humanidad ese es Jerusalén.

Una ciudad fundada sobre el monte Sión a la que las tres religiones monoteístas veneran de modo singular y vital hasta alcanzar cotas violentas desconocidas.

Se hace hueco  en todos los siglos de la historia. Jerusalén  es protagonista de la vida de la humanidad desde su creación  por los descendientes de los hijos de Abraham.

Pocos conocen que el Rey de Jerusalén  es Felipe VI de España.

Jerusalén guarda el secreto de la Paz en Oriente Medio como dicen los analistas políticos.

Guarda Jerusalén el secreto de la Paz y es la puerta al mundo estelar extraterrestre, custodiado por sus Custodios y el Priorato de Sión. Dicho así suena a película de ciencia ficción.

Más estas inquietantes palabras encierran una pregunta: ¿Qué tiene Jerusalén, qué guarda?

El enigma sigue generando la fratricida lucha del ser humano por su control. Y en medio de esta batalla histórica se alza hoy otra pregunta: ¿Por qué ahora Señor Presidente? ¿ Por qué ahora?

No hay comentarios:

Publicar un comentario