viernes, 25 de mayo de 2018

LA GUERRA DE LOS DATOS

Ya están aquí. Ya han llegado. Los Datos.
Cómo las patatas o el petróleo han aparecido en nuestras economías para quedarse y transformar nuestra forma de vida. Dicen que son el oro del siglo XXI y todos nos acordamos  de la Fiebre del Oro.

Llevar el teléfono en el bolsillo.

Que el dinero fuera de plástico.

Para nuestros abuelos eran sueños de locos.

Que nuestros datos sean o representen en estos momentos oro y que haya que protegerlos se presenta ante los ojos de la gente como incomprensible.

El revuelo de las últimas semanas con la Protección de los Datos es un síntoma.

Nuestra libertad está en juego. Se cierne e sobre nuestras cabezas, y nunca mejor dicho, una nueva forma de esclavitud.

A través de nuestros datos personales el sistema tecnológico y los poderes que lo han creado son capaces de controlar nuestras mentes provocando pensamientos y sentimientos.

Se denomina Ingeniería Social y representa una amenaza para la supervivencia de la sociedad tal y como la conocemos.

Proteger nuestra intimidad y nuestros datos es tan importante ahora como lo fue para nuestros padres proteger la hacienda y la honra.

La mayoría de la población, de la gente , es ajena a esta realidad. Interesa que no se interesen por una situación que nos debilita como seres humanos.

La batalla ha comenzado y como toda guerra empieza por la Protección, por dotarse de estrategias de denfensa frente a un enemigo poderoso.

El eslabón más débil en esta batalla eres tú. Soy yo. Nuestra actitud. La perderemos si no somos conscientes de lo que está pasando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario